domingo, 8 de diciembre de 2013

JOSÉ ANTONIO RAMOS SUCRE

Eumenes Fuguet Borregales (*)


En Cumaná la “primogénita”, nace el 9 de junio de 1890, José Antonio Ramos Sucre, destacado políglota, diplomático, poeta y escritor de fina pluma, digno hijo de la tierra del Gran Mariscal de Ayacucho. Nacido del matrimonio de Don Jerónimo Ramos Martínez y Rita Sucre. Realiza los estudios primarios  en la escuela de Don Jacinto Alarcón. Es llevado a Carúpano en 1.900 a la residencia de su tío José Antonio Ramos Martínez, párroco de la iglesia Santa Rosa de Lima, de quien comienza a recibir clases de latín y griego. Debido al fallecimiento de su padre en 1.902 y en 1903 de su tío, se ve obligado a regresar a Cumaná, para ayudar al sustento familiar. Se gradúa de bachiller en Filosofía en el colegio Nacional de  esa ciudad en 1910, colateralmente estudia francés, inglés, italiano y alemán. Por sus conocimientos en idiomas se desempeña como ayudante del Rector José Silverio González en las clases de latín. En 1911  presenta su primer texto en la revista Ritmo de Ideas de Cumaná; ese año se traslada a Caracas, dando clases en el Colegio Sucre. En la Universidad Central de Venezuela inicia los estudios de Derecho y Literatura. El 1º de octubre de 1912, el Ministerio de Instrucción Pública, por orden del gobierno de Juan Vicente Gómez, anunció el cierre de la Universidad Central de Venezuela, debido a las  protestas estudiantiles. Ramos Sucre sin perder tiempo trabajó en la Cancillería en 1914 como traductor e interprete. Concluye sus estudios universitarios con altas calificaciones en 1917. Empieza a escribir en diferentes medios impresos tales como: El Tiempo, El Nuevo Diario, El Universal entre otros; escribió más de cien poemas en prosa, todos publicados en la prensa capitalina. Ejerció como Juez Accidental de Primera Instancia en lo Civil. Se esmeró en aprender nuevos idiomas tales como: sueco, holandés, portugués, alemán, sueco y sanscrito. También dictó clases de latín en el instituto San Pablo y de griego y latín en el liceo Andrés Bello. Sus conocimientos lingüísticos le facilitan cumplir labores de traductor e interprete, en el Ministerio de Relaciones Exteriores a partir de 1.920. Trizas de Papel será su primer libro editado en 1921. Publica el ensayo Sobre las huellas de Humboldt en 1923. Obtiene el doctorado en Ciencias Políticas en 1925, igualmente es reconocido oficialmente como Traductor e Interprete. No ejerce el Derecho, ya que se sentía en un mejor ambiente dictando clases en los liceos Andrés Bello y Caracas, dictando las asignaturas de Historia, Geografía e idiomas. Ramos Sucre se dedicó en forma permanente en la preparación de sus obras, entre ellas La Torre de Timón publicada en 1925. Designado Cónsul General de Venezuela en Ginebra en 1929. Ese mismo año son editados: El cielo de esmalte y Las formas del fuego. El 27 de diciembre  llega a Hamburgo, donde es tratado contra la amibiasis en el Instituto Tropical. Las crisis de insomnio que venía sufriendo desde varios años antes se hacen más severas. Los médicos le diagnostican desórdenes nerviosos que le afectan grandemente su desempeño profesional e intelectual. Pasa una temporada en el sanatorio Stephanie en la ciudad italiana de Merano. En marzo de ese año se encarga del consulado en Ginebra. El 09 de junio de 1930 cumple cuarenta años, y debido a su estado depresivo ingiere una sobredosis que le causaría la muerte el 13 de junio. Sus restos al ser repatriados, son recibidos en el suelo natal el 21 de julio; ante una sentida manifestación de duelo es enterrado en el panteón familiar en Cumaná el 25 de julio. Sus cartas y otros escritos son publicados después de su muerte en un volumen titulado Los aires del presagio. Su obra completa fue editada por José Ramón Medina en 1980; luego publicada por la Universidad Central de Venezuela, la Biblioteca Ayacucho de Venezuela, el Fondo de Cultura Económica de México, Ediciones Siruela S.A en Madrid  y las Ediciones UNESCO  en Francia y España. Instituciones educativas y culturales se honran llevar su nombre. PESAR. Lamentando la sentida desaparición física del eximio Dr. Guillermo Mujica Sevilla, “Maestro de Maestros”, consocio de la Ilustre Academia de Historia del estado Carabobo, cuya extensa producción de la musa inspiradora literaria, constituyen su legado y monumento. Q.E.P.D
 (*) Gral. de Bgda.                                                                  churuguarero77@gmail.com
@eumenesfuguet




Historia y Tradición

Bandera venezolana

Bandera venezolana

Automóviles de los 40

Automóviles de los 40