sábado, 8 de noviembre de 2014

Maisanta fraguó su leyenda en el campo de batalla




Entrevista al historiador Oldman Botello en el Correo del Orinoco sobre el general Maisanta a los 90 años de su muerte,por Manuel Abrizo

Pedro Pérez Delgado, Maisanta , posee méritos propios para figurar en las páginas de la historia venezolana como un idealista y combatiente antigomecista , de acuerdo al historiador aragüeño Oldman Botello. Murió hace 90 años de un infarto y no envenenado como se ha dicho

Oldman Botello, historiador aragueño y cronista de Maracay, ha dedicado gran parte de su labor de investigación a reconstruir la historia de una gran cantidad de pueblos llaneros, así como episodios y figuras, entre ellas la de Pedro Pérez Delgado, Maisanta, el legendario combatiente contra la dictadura de Juan Vicente Gómez, y bisabuelo del comandante Hugo Rafael Chávez Frías.
 Botello describe a Maisanta como un idealista, aunque en su lucha contra el régimen de Juan Vicente Gómez, nunca emitió una proclama ni habló de política.
 “Su manifiesto era el plomo; estaba en la punta de los fusiles o de su infaltable revólver y era poseedor de una puntería extraordinaria”, indica Botello, quien señala además que Andrés Eloy Blanco escribió su célebre poema incluido en La Juanbimbada, publicada en México en 1959. El historiador niega que Maisanta haya muerto envenenado en el castillo de Puerto Cabello, donde estaba recluido; pereció de un infarto.
  Botello aceptó responder una serie de preguntas en torno a la figura del personaje enviadas vía internet. En ellas el historiador aborda la figura del famoso guerrillero, y despeja algunas de las circunstancias en las que intervino.
- ¿Cuáles son los antecedentes de Maisanta antes de alzarse en armas?
 - El general Pedro Pérez Delgado comenzó en la lucha armada cuando la insurrección del general José Manuel Hernández, El Mocho, en 1898 contra el Presidente general Ignacio Andrade. Pedro Pérez se incorporó muy joven a las filas del entonces coronel tinaquillero Alfredo Franco hasta el término de la sedición que acabó con la vida del caudillón general Joaquín Crespo pero el Mocho fue capturado y preso hasta su liberación por el general Cipriano Castro en 1899.
-¿Es cierto que estuvo en la batalla de la Mata Carmelera donde muere Joaquín Crespo?.
 -   El recordado escritor y memorialista, mi amigo Dr. José León Tapia escribió en su libro mitad novelado mitad historia, que Maisanta estuvo en la Mata Carmelera, pero de eso no tengo detalles.
-¿Era Maisanta un idealista, un luchador por la libertad, proponía alguna reivindicación popular o simplemente se rebeló contra la dictadura de Juan Vicente Gomez?.
- Podríamos convenir en que Maisanta era un idealista en su accionar guerrillero. Nunca emitió una proclama, no habló de política y su lucha era contra el gobierno del general Juan Vicente Gómez. Su manifiesto era el plomo; estaba en la punta de los fusiles o de su infaltable revólver y poseedor de una puntería extraordinaria.

El Americano


-¿Dónde se desenvolvió Maisanta, cuáles fueron sus principales hechos de armas, es cierto lo de su grito de guerra?.
  -  La actividad guerrillera de Pedro Pérez Delgado se desenvolvió fundamentalmente en el estado Apure y sus continuos exilios en la zona de Arauca y Casanare, en Colombia con frecuentes asaltos a la población colombiana de El Viento, refundida con Elorza en 1924 en virtud del infame Laudo Arbitral de la reina de España en 1891. Hasta que se cansaron los colombianos y lo detuvieron mediante una estratagema cerca de Arauca y estuvo 33 meses de prisión en Santa Rosa de Viterbo y en el Panóptico de Tunja, con temperaturas bajísimas, inapropiadas para un hombre como Maisanta oriundo de tierra caliente. Además de sus continuas acometidas a Elorza y El Viento y el encuentro del médano y hato La Ceniza contra las tropas huidizas del “mariscal” Hernán Febres Cordero, que fue un combate en sabana abierta, la principal acción de guerra y la última fue el intento de toma de Guasdualito en junio de 1921; allí hizo prodigios de valor en la vanguardia; se recuerda la sangrienta lucha en el frágil puentecito de El Gamero, donde metió 120 hombres y regresaron vivos menos de veinte. Se cuenta que los cerdos de esa zona pantanosa se cansaron de comer carne humana. También es fama que en esa pelea, Maisanta se colocó delante de las trincheras, con la pierna cruzada sobre el pescuezo del caballo y fumando tranquilamente un tabaco y arengaba a sus hombres:” ¡No le tengan miedo a las que silban que esas pasan de largo. Tengan miedo a las que pegan porque esas pican!”.  Era su grito de guerra o de admiración: ¡Maisanta, que son bastante y van cayendo de a dos! El recuerdo permanente de su madre doña Bárbara Delgado, de Ospino, de familia blanca y distinguida. Por eso le decían también el Americano, por su tez blanca, pelo castaño claro ondulado y los ojos verdes.
-¿Cómo fue el episodio de la toma del puesto de Elorza?.
- Maisanta tomó varias veces a Elorza, pero el más famoso fue el de la piara de cerdos que en la noche supuestamente arreaba Maisanta cuando pasaba frente al cuartel, una casona vieja frente al Arauca. Eran sus  hombres, desnudos de la cintura para arriba y que imitaban a un cochino. Cuando pasaron frente al cuartel dio la orden y entraron por el zaguán cortando cabezas a machetazos. Vivieron solo unos pocos soldados de la pequeña guarnición. Pero no está demostrada esta acción, pues he visto en libros que se la atribuyen a un general colombiano en  el asalto a Arauca y al sacerdote y general de división Jesús María Zuleta en una incursión en Maracaibo u otro pueblo zuliano a fines del siglo XX.
.-¿Qué relación tuvo con otros guerrilleros de su época, por ejemplo Arévalo Cedeño?.
  Maisanta tuvo solo tres jefes en su vida guerrera: primero el general Alfredo Franco, luego el general Juan José Briceño, oficial castrista y luego gomecista; y el doctor y general Roberto Vargas. Aunque era su oficial superior, Maisanta no estuvo a las órdenes del general Emilio Arévalo Cedeño porque el jefe de ese cuerpo que actuó en Guasdualito fue el doctor Vargas y cuando Maisanta se incorporó a las tropas de Arévalo en 1921 en Puerto Carreño, ya había recibido el mando Vargas en esa misma población. Vargas desistió y renunció dejando a Arévalo al mando, ese mismo día renunciaba a la lucha para siempre el general Pérez Delgado.
-¿Es cierto que participo en la toma de San Fernando de Atabapo donde es preso y fusilado el sanguinario Funes?.
-     Maisanta no participó en la toma de San Fernando de Atabapo en enero de 1921 porque su incorporación al ejército en armas fue muy posterior, en el pueblo ribereño colombiano de Puerto Carreño a fines de marzo cuando llegó con 80 hombres a sumarse al cuerpo que había fusilado a Funes en Atabapo. Por cierto, Funes no es ese que se ha venido pintando desde que Arévalo publicó sus memorias. A Funes lo lloraron los indios y muchos blancos lo lamentaron. Puso orden en Amazonas donde se mataba por quítame estas pajas. El gobernador a quien se le sublevó Funes y que murió en refriega, el general Roberto Pulido era un degenerado que maltrató al pueblo, decretó impuestos para todo el mundo hasta para pasar una curiarita de un caño a otro. Era odiado. Su esposa no fue asesinada por supuestos sicarios de Funes, sino de beriberi en un pueblo de Amazonas donde se hallaba y las prendas que cargaba fueron entregadas por el Dr. Rafael Cabrera Malo a sus familiares en Ciudad Bolívar. Era una dama tachirense muy fina de apellido Baldó, que no resistió el insalubre ambiente del antiguo Territorio Federal Amazonas. Mi inolvidable amigo don Manuel Henríquez, cronista que fue de Amazonas nos dijo en una ocasión que Funes no mató a 400 hombres como aseguró Arévalo Cedeño, porque simplemente en esa tierra del sur venezolano no había cuatrocientos blancos comenzando el siglo XX.  Las cosas hay que decirlas por su nombre. De Arévalo Cedeño se ha creado una leyenda con pies de barro.

Preso en San Fernando

-¿Cómo fue la toma del buque Masparro?.

-   El Masparro fue un steamboat “de chapaletas” o propulsión en popa en servicio desde 1892. En su primer alzamiento contra el gobierno gomecista, Maisanta, subalterno a bordo en una comisión hacia el Alto Apure, se sublevó en la noche del 4 de junio de 1914 con parte de la tropa que le era adicta, detuvo a la oficialidad encabezada por el general José Rafael Briceño y se devolvió a San Fernando con intenciones de asaltar el cuartel, llamado Palacio Fonsequero, al cual acometió con su tropa, pero lo estaban esperando por una intuición del espiritista coronel Silvestre Castellanos, trujillano, oficial perezsotero, que fue positiva. El propio Maisanta le cayó a machetazos al portón del cuartel pero todo fue inútil. Los aniquilaron y debieron reemprender el viaje al Alto Apure para chocar a Puerto Nutrias, que asaltaron y llegaron hasta Ciudad Nutrias. El Masparro, un mes después, ya recuperado por el Gobierno y Maisanta huído hacia Colombia, naufragó en el cañón de Lagunota, en el río Apure, causando la muerte de una veintena de oficiales y civiles encabezados por el coronel turmereño Ramón Garrido. Un temporal reventó las amarras y el frágil buque se volteó, lo que ocasionó que la mayor parte del personal no pudo salir, aplastado por la embarcación. De allí surgió el refrán llanero “Así se perdió el Masparro”, cuando ven a una persona con la popa hacia arriba. Este barco fue “exhumado” por Pdvsa La Estancia y será exhibido en Barinas como pieza histórica.
-¿Representó su accionar armado algún peligro para el régimen de Gómez, tenía posibilidades de tomar el poder?.
   -   Las acciones del grupo de Maisanta, como las de Arévalo Cedeño, Peñaloza, Gabaldón, Román Delgado Chalbaud y otros no le hicieron ni coquito al régimen, que estaba firmemente respaldado por el ejército, incondicional del general Gómez. Se hacían matar por él. La guarnición de Guasdualito resistió 36 horas de plomo y quedaron reducidos al área del cuartel, pero no se rindieron. Cuando llegó la tropa gobiernista de refuerzo solo quedaba una porción de proyectiles en manos de cada soldado y los principales jefes heridos, entre ellos el general Benicio Giménez, barinés de Torunos. ¡Qué bravos eran!.
-¿Conoció Andrés Eloy Blanco a Maisanta? ¿Cuándo escribió el poema?.
- Cuando Andrés Eloy Blanco llegó detenido al castillo de Puerto Cabello, ya Maisanta había muerto. Pero conoció desde Apure la leyenda de Pérez Delgado en boca del presidente del estado general Vincencio Pérez Soto, su admirador a la chita callando. Por esa razón compuso su corrido de caballería titulado Maisanta, publicado en La Juanbimbada, en México en 1959 y que lo dedica al maestro Antonio José Sotillo, suegro de una de sus hermanas y padre del poeta guariqueño Pedro Sotillo.
-¿Cuándo y cómo fue hecho preso?.
- El general Pérez Delgado fue detenido en mayo de 1922 después de fracasar el intento de toma de San Fernando por una asonada que encabezó el general Waldino Arriaga Perdomo. Maisanta no estaba implicado en el asunto. Antes bien, había sido dado de alta en el ejército gubernamental y cuando el asalto él estaba en Platanales, arreando un ganado de Arriaga por órdenes del presidente del estado, Febres Cordero, quien al regresar de su comisión Pedro Pérez, lo hizo detener y lo envió al castillo de Puerto Cabello engrillado. Pero en Ciudad Bolívar el general Pérez Soto le hizo quitar los grillos y ordenó que lo atendieran bien. Fue un chisme que le metieron a Febres Cordero, por intrigas de sus hombres y lo creyó.
-¿Cómo  ocurre su muerte, fue envenenado, quien dio la orden de matarlo? ¿Por qué Gómez no lo soltó?.
- Maisanta ingresó al castillo de Puerto Cabello en junio de 1922 y la tarde del 8 de noviembre de 1924, hace noventa años, le sobrevino un ataque cardíaco que le causó la muerte repentinamente. Su compañero de celda el capitán José “Pepito” Garbi desmintió en un libro suyo de memorias lo del supuesto envenenamiento, otra leyenda de los enemigos del régimen. La única hermana de Pedro Pérez, la señorita Petra Pérez Delgado, pidió su libertad en audiencia con el general José Vicente Gómez, vicepresidente de la República y este le respondió “Al muchacho te lo doy pero al viejo no”. El muchacho era Ramón Márquez, hijo de Maisanta, el primero, nacido en Ospino en 1900.
- ¿Cuál es la línea familiar entre Maisanta y Chávez?.
- El comandante supremo Hugo Chávez Frías era bisnieto de Maisanta. Descendiente de Rafael Infante, de Sabaneta, quien con Benita Frías fueron padres de doña Elena Frías de Chávez, la madre del fallecido presidente y nacida en 1935. A doña Elena me la presentó el mismo Hugo en el hotel El Conde en Caracas en 1995. Yo ya había hablado por teléfono con la dama cuando Hugo me dio el número y fue ella quien me suministró la información genealógica por el lado de los Infante-Frías.
- ¿Más allá del rescate y la valoración que hizo Chávez de su figura, es Maisanta un personaje digno de figurar en la historia? ¿Cuándo comenzó su leyenda?.
La leyenda de Pedro Pérez Delgado, Maisanta ya existía en vida. Por esa razón Pérez Soto y Andrés Eloy Blanco, antípodas políticos, lo admiraban. El tiempo fue acrecentando la leyenda que tuvo un segundo aire luego de los sucesos del 4 de febrero de 1992 protagonizados por su bisnieto el comandante Hugo Chávez Frías. Ya Pedro Pérez Delgado hace rato que entró en la historia menuda de Venezuela.
                                            

Bandera venezolana

Bandera venezolana

Automóviles de los 40

Automóviles de los 40