domingo, 23 de diciembre de 2012

Monumento al zancudo caído, "único en el mundo"



Eumenes Fuguet Borregales (*)
Dr. Arnoldo Gabaldón, pionero en la lucha contra el paludismo
En Venezuela se realizaron dos grandes guerras, la de independencia y contra el paludismo que diezmaba a la población, el héroe de ésta última fue el distinguido doctor Arnoldo Gabaldón, nacido el 1ro de marzo de 1909 en la ciudad de Trujillo, capital del estado del mismo nombre, hijo  de Don Joaquín Gabaldón y Doña Virginia Carrillo Márquez.
Recibió una esmerada educación, completada en la Universidad Central de Venezuela en 1924, cuando en 1930 obtuvo el doctorado en Ciencias Médicas con altas calificaciones. Bajo la tutela del eminente doctor valenciano Enrique Tejera (1899-1980), se desempeñó en el Laboratorio de Bacteriología y Parasitología adscrito a la dirección General de Sanidad Nacional. Preocupado por el alto número de muertes a causa del paludismo, y su preocupación en combatirlo, logró una beca por dos años para estudiar  en Alemania y en Italia.
Al regresar es designado medico sanitarista en el estado Apure, donde pudo palpar la triste realidad del campo en el área de salud. Su aval profesional le permitió en 1935 una beca sobre medicina higienista en Baltimore- Estados Unidos por parte de la Fundación Rockefeller. En 1936 el ejecutivo nacional presidido por el general Eleazár López Contreras lo designó Director Especial de Mariología. Durante su gestión le dio un importante impulso a los estudios sanitaristas; fundó la Escuela de Mariología y Saneamiento Ambiental con sede en Maracay, la cual tuvo carácter internacional desde 1944.
Se debe a este insigne científico que el Congreso Nacional sancionara en 1936 la Ley de Defensa contra el Paludismo. Durante la realización de la V Conferencia Panamericana de Directores Nacionales de Sanidad realizada en Washington en 1944, se relacionó con el general James Simmons, quien le informó de un polvillo blanco denominado Dicloro-Difenil-Tricloetano (DDT), empleado con fines bélicos, que ligado con kerosene ofrecía un buen efecto sobre el transmisor del paludismo.
Entusiasmado por la información, el Dr. Gabaldón, y con la finalidad de traer a Venezuela el polvillo, consiguió el apoyo de los doctores Enrique Tejera, Gobernador del estado Carabobo y  Rafael Guerra Méndez médico higienista y escritor (1866-1946), conocedores a fondo y autores de obras sobre el flagelo de la malaria. Es así como el 2 de diciembre de 1945 se inició en forma experimental en Morón, lugar que conocía el Dr. Gabaldón por haber trabajado en Puerto Cabello el empleo del DDT en una humilde vivienda propiedad de Melecio Castillo.
A partir de ese momento histórico, Gabaldón organizó un pequeño ejército de rociadores o dedetizadores con su característico uniforme gris y casco de aluminio en forma de hongo que desplazándose en mulas, vehículos rústicos o a pie, recorrieron gran parte del territorio nacional fumigando las viviendas rurales en la titánica lucha contra el zancudo Anópheles, cuya hembra es el transmisor de este flagelo. Muchos de estos anónimos servidores murieron cumpliendo la afanosa tarea.
La experiencia del doctor Gabaldón y su equipo de trabajo, sirvió de modelo para muchos países ansiosos de eliminar la malaria. El Dr. Gabaldón se mantuvo al frente de la División de Malariología hasta 1950. Ocupó la cartera de Sanidad desde 1959 hasta 1964. Sus obras científicas (más de doscientas), sirven de permanente referencia en los estudios sobre la especialidad sanitarista y científica, ingresó como Individuo de Número en la Academia de Ciencias Físicas, Matemáticas y Naturales, y de la Academia Nacional de Medicina.
En 1989 el ejecutivo dispuso la publicación de sus obras, distribuyéndolas a todos los entes científicos y profesionales del país. El Dr. Gabaldón recorrió el territorio nacional y varios países dando conferencias basadas en su exitosa experiencia.
Recibió innumerables condecoraciones y reconocimientos nacionales y extranjeros, entre ellas Orden de El Libertador y El Plato Dorado otorgada ésta última por el estado de California; en su honor el ejecutivo emitió una estampilla postal con su rostro. Casado el 22 de abril de 1937 con María Teresa Berti con quien procreó cinco hijos: Luisa, Arnoldo, Mariela, Yleana y Reinaldo, dignos profesionales, sucesores de la noble herencia.
Falleció el ilustre paisano en Caracas el 1ro de septiembre de 1990. Gracias a la labor de tantos héroes anónimos dirigidos por el Dr. Gabaldón, se pudo elevar el promedio de vida del venezolano. Una Parroquia del Municipio Candelaria del estado Trujillo se enorgullece de llevar su nombre, cuyo norte, enseñanza y legado es: "ser más útil que importante".
Monumento al zancudo caído, "único en el mundo"
En la población de Morón, capital del municipio Juan José Mora del estado Carabobo, se encuentra el "Monumento al zancudo caído", construido en 1955 por iniciativa del Club de Leones de Valencia, recordando que en ese sitio se inició el 2 de diciembre de 1945, la titánica lucha contra el paludismo, considerada la principal causa de muerte en el país.
 Recordemos que María Teresa Rodríguez del Toro, la joven esposa del futuro Libertador, fallece el 22 de enero de 1803 de fiebre amarilla. Bolívar con Rafael Urdaneta y el prócer neogranadino Atanasio Girardot,  debido a las muertes por la fiebre amarilla   tienen que suspender el sitio a la fortaleza San Felipe de Puerto Cabello iniciado el 17 de agosto de 1813 hasta mediados de septiembre, Páez tuvo que retirar el cerco en Puerto Cabello el 26 de mayo de 1823 y movilizarse a Valencia, porque su ejército "estaba siendo diezmado por la peste de calenturas, degenerado en vomito prieto". Acción que reinicia el 7 de octubre hasta lograr luego del ataque nocturno con las tropas desnudas con el agua al cuello, la rendición del general Sebastián de la Calzada el 8 de noviembre, último combate de la guerra de. Antes de la lucha contra el paludismo la esperanza de vida del venezolano estaba en los cuarenta y siete años, mejorando considerablemente a partir de 1950, hasta llegar a los sesenta; es importante resaltar que desde 1962 en Venezuela no se registran defunciones por paludismo, es uno de los males traídos al Nuevo Mundo por los europeos a partir de 1528. Fue el eminente doctor Gabaldón, quien viene a obtener los primeros éxitos en este combate que ocasionaba no menos de diez mil muertes al año; convierte a Venezuela en el primer país en organizar una campaña a escala nacional contra la malaria con resultados por demás exitosos.
El distinguido doctor valenciano Pedro Rafael Guerra Méndez (1866-1946), adelantó campañas antimaláricas y en sus escritos sobre el paludismo, se refería como la  principal causa de mortalidad en Carabobo. 
El profesor Alexis Coello Cronista Oficial del municipio Juan José Mora, en su excelente obra "Morón auge y caída del Paludismo en Venezuela", patrocinado por la ilustre Cámara Municipal, editado en 2005, nos ilustra con gran acierto y en forma por demás  didáctica y documental, sobre el flagelo que sufrió el país a causa del zancudo transmisor del paludismo y pormenores de la lucha iniciada en Morón, por ser la zona con un elevado índice de mortalidad.
El 2 de diciembre de 1945  inicia en forma experimental su labor, utilizando el D.D.T en un rancho propiedad de Melecio Castillo, empleando un pequeño ejército de rociadores o dedetizadores con su característico uniforme gris y casco de aluminio en forma de hongo, que pronto se desplazarían en mulas, a pie o en vehículos rústicos. Recorrieron gran parte del territorio nacional, fumigando casa por casa, caseríos, aldeas, pueblos y ciudades, dignos del permanente agradecimiento nacional; algunos de ellos fallecieron en cumplimiento de su loable actividad. El inédito monumento al "zancudo caído", colocado donde estaba el primer rancho rociado, es de metal colocado yacente sobre una base de piedra redonda.

(*) Gral. de Bgda.                                                                                         churuguarero77@gmail.com
                                                                                                                                        @eumenesfuguet
Vicepresidente de la Ilustre Academia de Historia del estado Carabobo
Asesor nacional de la digna Sociedad Divulgadora de la Historia Militar de Venezuela

Bandera venezolana

Bandera venezolana

Automóviles de los 40

Automóviles de los 40